10.4.07

Mierda es... suerte

El mundo del espectáculo está lleno de cabuleros, así las cosas, hay una serie de reglas a tomar en cuenta.
Por ejemplo está prohibido el uso del color amarillo, no sé porqué.
No se puede mencionar la palabra víbora y por eso le dicen la bicha.
Cuando algo es de mal augurio hay que tocarse una teta o el testículo.
Y para desearle buena onda a alguien nunca decir ¡suerte! hay que decir ¡mierda! o más finamente ¡merde! (en francés).
Hasta hoy no sabía porqué, pero lo cierto es que desde hace años vengo deseando suerte, exclamando mierda o merde, incluso a mis hijos ante una evaluación o acto que amerite la mejor onda.
Esta mañana en el programa de Jorge Guinzburg me vine a desasnar.
Hace muchos años, allá a lo lejos y hace tiempo, la gente se movilizaba en cuarruajes tirados por caballos. Los equinos dejaban su huella y sus excrementos en el camino.
Cuando había un espectáculo era bueno encontrar mierda a diestra y siniestra, significaba que muchos espectadores habían llegado al lugar para verlo.
La mierda era pues señal de buena suerte y hoy en día el uso de este término la sigue augurando... ;-)

2 comentarios:

Gustavo dijo...

Para tocarse, tiene que que ser la/el izquierda/o

cris dijo...

jajaja mirá vos, yo tampoco lo sabía, muy interesante! besis